Cada día noto más tu ausencia.

                                  Amanecer nublado desde la Dehesa. Güimar. Tenerife.



Donde te escondes, pregunto,

sé que tu luz se perdió en mi cielo.

Cuanto tiempo te ocultará de mi el sol?.
Me siento ciego sin tu luz
necesito tus destellos y tu verbo
pero no te mento, te silencio.

Yo te amo por dentro; no te veo,
solo te adivino y te siento;
así debe ser el amor, ciego,
total y silencioso; grande y libre, pero 
ardiente como el fuego,
sin fumarolas como el volcán;
todo lava, todo fuego, todo hermoso
como las estrellas de mi cielo,
que hacen mi corazón grande
solo con su destello.

Jecego.

3 comentarios:

Katy dijo...

Pero que romántico eres. El amor es ciego y cegador, pero luego cuando abres los ojos no siempre es de nuestro agrado lo que descubrimos.
Claro que con 20 años no pensamos así. Menos mal.
Bss

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Gracias amiga Katy, ¿20 años?, ya mi memoria no me alcanza, pero se multiplicar por cuatro
Vengo de otro blog tuyo; esta vez no coincido contigo y me alegro; ya me estaba sintiendo gemelo tuyo y prefería ser un buen amigo.
Un abrazo mi amiga, gracias por compartir, creo que eso es muy importante en la vida.
Un abrazo.
Isidro.

Flor dijo...

Este poema está de lo más bello e nostalgico. Sera mismo el sol que se está escondiendo?

Quieres ver este mi blog?

http://pensamientosegotasderocio.blogspot.pt/

Besos mi poeta romantico!