Memoria fugitiva. Poesía.

Un hombre suplicaba a su memoria. 
27 de Febrero del 2012.

Espero que regreses al lugar donde naciste 
al punto que siempre ocupaste,
no debiste abandonarme e irte sin más
por esos mundos vacíos, sin nada.

Tengo tu rincón vacío,  desde tu partida
nada puede llenarlo como tu lo  hiciste,
no recuerdo cual era tu tarea en mi mente
pero noto tu ausencia en la noche perdida.

Yo guardaba en mi memoria cosas
que ahora no encuentro, se habrán ido?
a donde? se asoman destello y se borran
como si cayeran en un espacio oscuro y vacío.

Era tan fácil encontrar las cosas cuando estabas
pero ahora me has hecho la noche con el olvido,
encontrar lo que busco, no puedo, con esta nube
que me borra todo, o cambia de sitio.         

Memoria, no me abandones
no me gustan las espaldas,
los ojos están en la frente
y el sol se refleja en la cara;

yo quiero ver con mis ojos
esa ausencia de palabras,
que se van por caminos oscuros
buscando su luz en la playa.

¡¡Memoria !! si tu te vieras 
con la ausencia de palabras,
seguro buscarías un remedio
sin horizontes ni distancias;

donde el futuro se haga presente
y pongan en fila a las palabras, 
que ninguna se quede rezagada
y se hagan fluidas cuando hablas.

Que el sol esté presente
que la oscuridad se haga alba,
y que la noche se disipe
cuando el hombre habla

Que las palabras tengan su luz
como el sol cada mañana;
memoria, no abandones al hombre
mientras dure su mañana.

Jecego,

11 comentarios:

Cristina dijo...

A veces la memoria nos hace trampas y otras veces nosotros le hacemos trampa a la memoria.
Palabras sabias y hermosas, te dejo un abrazo, buen inicio de semana.

Pluma Roja dijo...

El miedo de no encontrar la memoria en el momento preciso de decir palabras. Creo que tus palabras saldrían aun sin memoria.

Precioso poema amigo Jecego.

Hasta pronto.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Cristina, gracias por tu visita y comentario. Las cosas a veces son lo que son, pero otras son lo que piensas.
Un abrazo. Isidro.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Pluma Roja. Este rollo que escribí cuando llegué de la Dehesa, fue porque me trasladé hasta allí, unos 7 km. subiendo al monte, para podar e injertar unos limoneros y me olvidé de llevar el injerto.
Entonces me di cuenta de que la memoria me había fallado.
Gracias por tu comentario.
Un abrazo. Isidro Jesús.

Matilda dijo...

Bellas palabras .....a veces te llegan muy adentro y estas me llegaron al alma.........(por tantas cosas)Feliz semana.

Jacque dijo...

Lindo Poema ... JECEGO ...


BEIJOS
BESOS

laura dijo...

Preciosa poesia! yo que no salí tan poeta pero si más refranera, te diré que "quien no tiene cabeza tiene pies" y "no hay mal que por bien no venga", se te olvidó el injerto pero gracias a eso has escrito un poema precioso y además te puedes dar otro paseo al monte! a veces no está tan mal no tener buena memoria...
Por cierto, que aunque no sea para mi, los dos primeros parráfos me los quedo..

muchos besos abuelito!!

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga M atilda, gracias por tu visita y comentario; siempre habrá una primera vez.
La memoria es un bien necesario y cuando se pierde es una verdadera tragedia; yo creo que es lo único que se pierde sin uno darse cuenta.
Entonces se hace necesario la atención. Un abrazo amiga, gracias y bienvenida a esta tu casa. Jecego.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Jacqueline, ¿te sientes mejor de salud?, creo que sí porque has regresado, seguramente el tratamiento te hará bien, aunque esos medicamentos necesitan un tiempo de adaptación al paciente; o al revés.
Cuídate, y que la salud se tu mejor amiga. También que se mejore tu esposo.
Un abrazo. Jecego.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Laura. Preciosa nieta, gracias por tu comentario. ¡¡ Que bonito tenerte en el jardín de mi blog !!. ¿Como van esos estudios?.. La poesía es como una enfermedad que obliga al que la padece a hablar con el corazón, sin pensar si es buena o no, eso es lo que yo hago.
Los refranes son otra cosa que hay que pensar y madurar antes de darle calidad de acertijo.
Un abrazo y aprovecha el tiempo, pero sin olvidarnos. Abuelo Jesús.

laura dijo...

Pues por aquí como siempre, contando los dias para volver a casa... pero ya el mes que viene estoy por ahi!!

besitos!