Elegía de M.J. Quintana.

¿Que diferencia hay entre ayer y hoy? 
Creo que solo el tiempo lo diferencia,
o que todo se repite en el tiempo..

Elegía de M.J. Quintana.

¿Que era, decidme, la nación que un día
reina del mundo proclamó el destino,
que a todas las zonas extendía
su cetro de oro y su blasón divino?
Y el vasto mar Atlántico sembrado
se hallaba de su gloria y su fortuna.
Do quiera España; en el preciado seno
de América, en el Asia, en los confines
del África, allí España. El soberano
vuelo de la atrevida fantasía
para abarcarla se cansaba en vano;
la tierra sus mineros le vendían, 
sus perlas y el coral el Océano.
Y donde quier que resolver sus olas
él intentase, a quebrantar su furia
siempre encontraba costas españolas.
Ora en el cieno del aprobio hundida,
abandonada a la insolencia ajena,
como esclava en mercado, ya aguardaba
la ruda argolla y la servil cadena.
¡Qué de plagas, oh Dios! Su aliento impuro
la pestilente fiebre respirando,
infesto el aire, emponzoñó la vida;
la hambre enflaquecida
tendió sus brazos lívidos, ahogando
cuanto el contagio perdonó; tres veces
de Jano el templo abrimos,
y a la trompa de Marte aliento dimos;
tres veces ¡ay! los dioses tutelares
su escudo nos negaron, y nos vimos
rotos en tierra y rotos en los mares.
¿Qué tanto tiempo viste
por tus inmensos térmios, oh Iberia?.
¿Qué viste ya sino funesto luto,
honda tristeza, sin igual miseria,
de tu vil servidumbre acerbo fruto?.

Publicado por Jecego.

5 comentarios:

Garcibáñez dijo...

Me ha emocionado. Enhorabuena compadre, y viva España!

Un abrazo.

Mery Larrinua dijo...

Gracias por compartir este hermoso poema!!!!

un beso

Rebecca dijo...

hola Isidro,
hermoso tu espacio.

un abrazo^^
Te sigo ya^^

Te invito a mis espacios también
RR^^

Jacque dijo...

Ótimo Poema JECEGO ! Obrigada pelo comentário...


BEIJOS
BESOS

María dijo...

Tristeza que navega por la melancolía de la flaqueza.

Bellísimos versos, amigo, te felicito por tu manera de transmitir.

Un beso.