Yo no se quien es quien, entre tu y yo.

                                            Dunas de Corralejo. Fuerteventura. Jecego. 

Yo no se si estoy dormido o estoy despierto
si este cuerpo es el mio, o es el tuyo el que tengo,
si eres el aire que respiro o viento del desierto
con ásperas cenizas de un volcán viejo.

Si bebo de tus labios, libo de mis sueños,
si no bebo de tus aguas, muero sediento,
si me miro en tus ojos me pierdo en tu desierto
sin oasis  ni lagunas, ni el manjar de tus besos.


Así yo no se donde termino o comienzo,

si somos dos, o yo con mis pensamientos;
si estas son tus suaves montañas, 
si esta llanura es tu desierto,
o si tu boca es el pozo
del agua que estoy bebiendo;

poco más se de ti, y lo siento
porque me gustaría saber, 
si soy yo solo o somos dos
perdidos en un desierto;
buscando un oasis escondido 
entre tu cuerpo y mi cuerpo.

Jecego.







2 comentarios:

Cristina dijo...

Hermoso leerte mi querido Jesús, te dejo un fuerte abrazo.
Bonita jornada!

Katy Sánchez dijo...

Veo que ni el resfriado merma tu capacidad de soñar en dunas y desiertos. Espero que estés mejor.
Hermosa foto la que compartes también con esos bellos versos.
¡Cuidate! Que para eso eres enfermero:-)
Bss