Un cuadro que gusta.






Un nuevo amanecer











Entreabre tus ojos ante ese cuadro   
hecho con nubes y sol, hermosura,
sin lienzo, sin pincel y sin pintura
sobre un horizonte rojo y solitario;      

que refleja sobre el mar su figura
ondulando su ego con rizos de nacar,
sobre su cresta de espuma blanca
que navegan sobre su azul llanura.

Abre tus ojos amigo,  ante esa imagen,
que el mismo Dios dibuja para tu deleite,
sin paleta, sin brocha, sin pintura, ni caballete;

sobre un marco de nubes de colores errantes 
en un clima incierto,  desolado y triste
creando  vida sobre un desierto silvestre.      

Abre los ojos y mira esa enorme figura
creada en el horizonte con masa de viento;
solo con nubes, luz y amor,  sobre la lluvia
donde los sueños se quiebran y desnudan;
dando rienda suelta al pensamiento
sobre esa imagen que nos deslumbra.

Jecego.

4 comentarios:

Nela dijo...

Aunque hace muy poquito te descubrí, he vuelto a visitarte y he tenido el atrevimiento, de pensar que ese preicoso poema también es para mi.
Gracias
Nela

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Nela. Claro que es para ti mi poema.
Siempre ha habido una primera vez que siempre recordaremos, pero tambien otras veces que nos abren nuevos caminos que luego andaremos.
Amiga, todo necesita la luz, sin la cual nada existe.
Un abrazo.
Jecego.

silenciodelanoche dijo...

precioso acabo de descubrirte y me encuentro con este bello post. gracias por estar aqui.

un beso con viento.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga silencio de la noche. Gracias por tu presencia y comentario, aprovecharé el viento que viene de tus labios para dejarlo en mi blog como recuerdo de tu presencia.
Un abrazo y bienvenida a esta tu casa.
Jecego.

PD. Tengo otro blog de Apuntes para la salud, te invito a que le eches un vistazo.
Jecego.