Palabras.

Palabras.

Que inútil es el silencio
cuando hay que inventar las palabras
que digan lo que quiero y siento,
porque no tienen cuerpo, ni son nada,
ni siquiera una sombra que calla.

Nada es más transparente que el silencio
pero su vacío puede estar lleno de secretos;
que pueden ser buenos, malos e inquietos
que buscan en su oscuridad el momento
de gritar rompiendo sus frágiles amarras.

Y aquel silencio que era secreto,
se hace viento y vuela lejos de su pecho,
se hace despojo de palabras que no supieron
a tiempo, darse a entender siendo siempre vacías,
o cayeron en tierra baldía, sin posibilidad de vida
volviendo a ser silencio,……..  solo silencio……..

Jecego. Güimar, sábado 13 de agosto del 16.