No sé.

No sé.
Jueves 19 de noviembre del 15.

No sé qué pasó por mi mente
cuando se perdió tu huella en mi camino;
no se porqué se vació mi destino
de ti, y quedé atado a un árbol de mi sendero.

Me sentí solo y desnudo de ti
tampoco el sol quiso regalarme su luz;
sentí acercarse una sombra
que no era la tuya, miré a un lado y dormí.

Tú te habías alejado sola de mi camino,
y me perdí en la oscuridad de mi selva;
al despertar con la luz del amanecer, sentí
que había soñado contigo, estando conmigo.

Jecego.