El silencio de una rosa.















OH, rosa, no provoques la palabra que rompa
tu misterioso proceder de muda esencia;
no digas nada, deja que tu perfume hable por ti
o lo hagan tus pétalos en tu presencia
o se rompa la magia que encierran tus hojas.

Es tu silencio misterioso de mágico efecto
lo que provoca en el hombre  efluvios de nobleza,
abre las puertas de un corazón que no piensa
sino en devorar a besos esa rosa que le silencia.

Roto el poderoso silencio en suspiros
y encadenados en un abrazo silente
la rosa clava en su enamorado
las espinas  de su tallo silencioso.

Y lo que podía ser gozo, se hizo dolor;
la rosa creyendo que la sangre era de sus pétalos,
lloró, el enamorado viendo llorar a la rosa, lloró,
y todo fue,  porque el silencio no dejó oír su voz.

Jecego.

2 comentarios:

Ilesin dijo...

Puede que en el silencio de la rosa se escondan los sentimientos que todavía laten fuertemente en tu corazón.
Besos

Isidro Jesus Cedres dijo...

Hola Ilesin; gracias por tu traducción tan verosímil. Un abrazo por ser mi amiga y compartir tu pensamiento. Isidro.