El amor es libre y no tiene edad

El amor es libre y no tiene edad.


          Tu eres esa flor y yo el agua que reposa sobre de ti humedeciéndote.

Cuando seas libre y mayor de edad,
recuérdame:

cuando los alisios te acaricien,
 piensa en mis manos;

cuando en la ducha, el agua moje tu cuerpo,
piensa en mis flujos;  

recuérdame cuando la espuma de gel
cubra tu cuerpo;

piensa en mi 
cuando tus ojos miren sin ver;

acércame siempre, 
porque siempre estaré a tu lado mirándote. 

Búscame entre las gotas de la ducha,
porque yo no me apartaré de ellas,
buscando tu desnudez.

Déjame abierta la ventana de tu noche
que quiero ser tu luz;
esa luz tenue que te acaricia y te mueve.

Dime eso que quieres decirme y no puedes
porque tu voz se quiebra ante el placer de tenerme.

Siénteme a tu lado acariciándote;
olvídate de aquellas clases de ética 
y piénsame a tu lado, envolviéndote. 

Solo envolviéndote......
con mi sábana……de piel….
cuerpo a cuerpo, devorándote…..

Jecego.

2 comentarios:

Katy Sánchez dijo...

Pero bueno Isidro, la primavera la sangre altera. Me encantan estos versos primaverales. El amor no tiene edad es verdad pero la pasión si:-)
Como bien decías en uno de tus poemas
"La vida sin amor no es vida, solo existencia"
Voy a twitter corriendo a poner algunas de tus versos:-)
Bss y buena semana

Isidro Jesus Cedres dijo...

Katy, amiga mía, tu también eres Primavera... sin ti, casi no sabrá escribir esos versos que ahora te gusta.
Lo mio no es amor místico, solo me quedan residuos de tiempos anteriores, cuando aún estaba en los umbrales de la pasión; cuando hablaba sin experiencias previas. Bueno, ya no recuerdo casi nada. Isidro Jesús.