Dale libertad a tus ojos.

Si son tus ojos, negros como la noche
o como el azabache, de dulce mirada,
¿por qué no les dejas que me miren?
ellos quieren mirarme y me eligen
pero tu, les encierras en su morada;


déjales que me miren si quieren mirarme
no son esclavos tuyos; a ellos que tanto te dan,
premiales dando la libertad de mirar donde quieran
que su belleza se reflejará mejor si se miran
en el espejo  que le ofrece mi cara;  


cuando reciban tu libertad
lo reflejará una hermosa sonrisa en tu boca,
que también quiere ser tan hermosa 
como los negros ojos de tu cara
luciendo sus labios carnosos, rojos granada.  .


Dale libertad a tus negros ojos, mujer,
dale toda su libertad para mirarme,
y aunque no quieran quedarse conmigo
al menos déjales que puedan mirarme
y se rompa mi soledad el cruzarse.


Dale libertad a tus ojos
déjales que puedan mirarme......


Jecego.

8 comentarios:

Patricia dijo...

bellísimo canto a esos misteriosos ojos oscuros.

qué bonito es leerte.

abrazos, querido amigo.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Patricia, que bonitos son tus comentarios. Voy a ver tu blog, por si tienes esos misteriosos ojos oscuros.
Un abrazo amiga . Jecego

Jacque dijo...

JECEGO... LIndo Poema...

"Dale libertad a tus ojos...
déjales que me miren si quieren mirarme
no son esclavos tuyos; a ellos que tanto te dan,
premiales dando la libertad de mirar donde quieran
que su belleza se reflejará mejor si se miran
en el espejo que le ofrece mi cara;

cuando reciban tu libertad
lo reflejará una hermosa sonrisa en tu boca,
que también quiere ser tan hermosa..."

déjales que puedan mirarme......ANGEL...


BESOS
BEIJOS

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Jacqueline, gracias por tu comentario.
Es un placer leerte.
Un abrazo. Jecego

Katy dijo...

A veces no conviene dar esperanzas...y una mirada es muy tentadora, claro hay formas y modos de mirar.
Bss

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Katy, creo que tienes razón; a veces la razón de una mirada, vales más que mil palabras; lo he pensado cuando veo tus platos, solo con mirarlos, dan ganas de comérselos.
Un abrazo amiga por tu comentario.
Gracias. Jecego.

Estrella Altair dijo...

Hola amigo...

los ojos oscuros son siempre hechiceros...

no hay duda..

y cautivan, y seducen..

y algunos con una sola mirada rinden.. pasa a veces..

esas miradas que en algún momento nos enamoran..

y nos ayudan a seguir el camino.

Un besazo..... muy muy fuerte para ti.

Isidro Jesus Cedrés González dijo...

Amiga Altair, gracias por tu presencia y comentario; estaba triste este blog por la ausencia de un Estrella.
Un abrazo amiga.
Jecego.